La cancelación del Rally Liepaja de Letonia, primera prueba puntuable del Campeonato de Europa de Rallyes 2016 (ERC), nos vuelve a traer a la cabeza todas las consecuencias del cambio climático que afecta a todo orden de cosas, sí, incluso a los rallyes.

En sus cuatro años de puntuabilidad para el ERC, incluído éste de 2016, el Rally de Letonia nunca ha tenido un manto blanco 100%, siempre ha estado jugando al límite con la cancelación por falta de nieve. Curiosamente, tanto las semanas anteriores como las posteriores suele estar totalmente nevado. ¿No será que a “El Niño” (y no me refiero al futbolero Torres) no le gustan lso rallyes de nieve? No, eso no me lo creo.

( foto: Rally Liepaja)

( foto: Rally Liepaja)

Toda una institución como el Rally de Suecia del Campeonato del Mundo de Rallyes (WRC) vive en un eterno acongoje por la posible ausencia de nieve justo para las fechas de clebración de la prueba. Este año no es distinto, y es casi más importante el estado de las pistas conocidas de Ramen, Vargasen o Frediksberg, que las sesiones de pruebas de los equipos antes del rally, No snow, no rally. Ya le sucedió lo mismo a la prueba mundialista en el año 1990, aunque sólo los muy mayores nos acordamos. Y en esta temporada los organizadores siguen rezando para que nieve un poco más.

El problema de estas pruebas radica en que, por reglamento, el nuemático a utilizar es el de clavos y si no hay nieve suficiente y, lo que es más importante, una buena capa de hielo por debajo, no se pueden utilizar. El problema, a simple vista, podría tener fácil solución cambiando los neumáticos de clavos por unos de tierra ya que los caminos son originariamente de tierra. Esto conlleva dos problemas que lo hacen imposible. El primero, que por reglamento no se puede hacer esto dado que toda la logística de los equipos no se puede cambiar a una semana vista y podría producir una alteración en la competición deportiva. Y segundo, porque la tierra de esos caminos esta a estas alturas de año (mitad barro, mitad hielo) tan blanda que se destrozarían los caminos con un perjuicio enorme para los ciudadanos que utilizan diariamente los mismos, así como para la imagen del rally.

Tanto para el WRC como para el ERC se pueden abrir nuevos escenarios que aseguren la nieve (aunque esto es prácticamente imposible). En el caso del WRC yo sigo apostando por una prueba en USA o Canadá tipo el Rally Sno*Drift o algún otro candidato del Campeonato Canadiense, mientras que para el ERC una prueba de las tradicionales de verdad en el continente (una vez que ha desaparecido del calendario el Jänner Rally) podría ser el Artic Rally, otra prueba que nunca tiene problemas de nieve, o alguna prueba por Rusia. Ya se intentó en Rumania con el Sibiu Rally, pero este se tuvo que suspender por avisos de exceso de exceso de nieve!!!

( foto: PlanetteMarcus )

( foto: PlanetteMarcus )

El caso es que depender de un fenómeno meteorológico como la nieve es un fastidio para pruebas de este estilo, pues hay mucho trabajo detrás y la mala suerte puede echar por tierra el mismo, pero no sólo con la nieve, por ejemplo las lluvias torrenciales estuvieron a punto de suspender el Tour de Corse la temporada pasada. Lo único bueno de la cancelación del Rally Liepaja es que será nuestra prueba en el ERC , el Rally Islas Canarias, el que abra la competición.

Nacho Rodríguez.

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
 

0 Comments

You can be the first one to leave a comment.

Leave a Comment