La “actualidad” de la semana pasa, muy a nuestro pesar, por el accidente en el Rallysprint de Miengo, con resultado de dos espectadores fallecidos y algunos más heridos. Por desgracia para los aficionados, para los medios de comunicación esta ha sido la noticia.

Ante todo mostrar la más sincera condolencia a familiares y amigos de las víctimas. Trasladar también a la organización y pilotos los ánimos y fuerzas para que se recuperen de este duro golpe.

la foto

Como casi siempre que sucede un hecho de estas características, que afortunadamente no son muchos, la maquinaria de los medios de comunicación se pone en marcha. Esta desgracia es un hecho noticiable y, como tal, es normal que los medios quieran informar. Eso no debería incomodar a la “comunidad rally”…si la información sobre nuestro deporte fuese constante y no sólo cuando hay accidentes.

La reacción de animadversión de la “comunidad rally”  ante todas las informaciones que surgen de un hecho como el del fin de semana es, en muchos casos, la línea que los medios traspasan, convirtiendo un hecho noticiable en una macabra crónica de sucesos sin la más mínima reflexión constructiva. La línea que separa ambos conceptos, hecho noticiable y crónica de sucesos, debería de estar más marcada en la línea editorial de muchos medios.

También debemos de aceptar que nuestro deporte implica un alto riesgo, que muchas veces olvidamos y del que nos volvemos a acordar tras sucesos como el del pasado fin de semana. Ese riesgo es también parte de la fascinacinación del aficionado por la especialidad, aunque también es su talón de aquiles.

Las redes sociales han sido muy activas en contra de los medios de comunicación y su información sobre el accidente. Como está sucediendo en otros ámbitos de nuestra sociedad, ésta ha sido una reacción de auténtico hartazgo ante lo que entendemos, en muchos casos, una información basada más en el morbo que en la propia noticia. La fuerza más clara de esta protesta se ha reunido en torno al lema #DefiendelosRallyes a la que Rallyactivos se une completamente.

#DefiendelosRallyes no debería quedarse en una acción aislada. Los que defendemos los rallyes nos debemos implicar, más aún si cabe, en nuestros respectivos ámbitos en ayudar a la especialidad. Y esto debería ser así en su sentido más amplio, pero sobre todo ayudar a las organizaciones a sacar adelante las pruebas de la manera más segura. Con toda seguridad todos los hacemos lo mejor que podemos, pero está claro, y a los hechos nos remitimos, que aún se puede hacer algo más. No descansemos, llevemos el #DefiendelosRallyes por bandera todos los días que vayamos a una prueba, transmitámoselo a todos los aficionados, nuevos y antiguos, a nuestras amistades y conocidos, a todos los implicados o simplemente a todo aquel que se quiere acercar a nuestro deporte y lo hace a través de nosotros. Somos parte fundamental del espectáculo y parte activa en su seguridad. No podemos escurrir el bulto.

Nacho Rodríguez

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
 

0 Comments

You can be the first one to leave a comment.

Leave a Comment